domingo, 23 de noviembre de 2014

RENÉ GARCÍA IBARRA: VERSOS DEL ALMA Y OTROS POEMAS...




















VERSOS DEL ALMA


Esos versos del alma,
que consciente o no
son incapaces derrumbar, mi calma
No se agita.
Ni con tiempo Pasado o Presente.
Es imposible creerme cosas.
Solo las que sin Prisa.
Aún vivo.

miércoles, 12 de noviembre de 2014

VIAJE PELIGROSO





Por Giordan Rodriguez Milanes




“Voy a viajar contigo”, me señala, desde el atestado pasillo de uno de esos camiones privados que cubren la ruta entre La Habana y Bayamo, avanza y se posa a mi lado. “Ese que me acomodó el maletín debajo de tu asiento, es mi marido cubano; ya es un temba pero no está mal, ¿Verdad?” Tiene apenas 18 años, a los 14 se enamoró del heredero del camionero del pueblo. Se escaparon al único centro nocturno de por todo aquello y comenzaron una relación por donde antes se terminaba, y tuvo a Thalía, “que es esta niña preciosa que tengo en el móvil, mira…”.

JULIO GARCÍA DEL RÍO: PERSONAL É INTRANSFERIBLE Y OTROS POEMAS...

Julio García del RíoNació el 12 de noviembre de 1955. Poeta. Sus textos han sido ampliamente divulgados por medio de las redes sociales de Facebook y otros sitios web.
Terminó sus estudios en Blas Tello (Toledo) en 1966, y trabajo en Administración pública de 1988 a 1999. 
Se desempeña como administrador en Grupos literarios por medio de la red social de Facebook. 
Hoy PALABRAS ESCRITAS POR DENTRO desea presentar una breve selección de textos suyos, y quiere de igual modo agradecerle a Julio su pasión por las letras, y su incansable trabajo dentro del ámbito literario por medio de las redes sociales donde nos ha permitido cada día conocer más de su obra literaria. Esperamos que disfruten de su poesía.

lunes, 10 de noviembre de 2014

NILKA YERO ACOSTA: PLEGARIA Y OTROS POEMAS....



PLEGARIA



Sálvame del gemido  juglar y mendigo
en ajenas almohadas,
de mis pasos cortos,
de este pesado fardo que es el horizonte
como ombligo,
de la última película romántica,
la cordura, mi salario,
del pan nuestro de cada día,
de encontrarme y encontrarnos
en esta rabia mediterránea
que es mi naufragio y tu olvido,
de buscarte húmedo en el borde de la copa
botella al mar en el hastió,
de estar sola porque allí habitas,
de mí que te reinventa,
de los martes todos iguales y del cansancio
insular de mis alas como destino. 

miércoles, 5 de noviembre de 2014

LA LÍRICA SINGULAR DE JOSÉ JACINTO MILANÉS

LA LÍRICA SINGULAR DE JOSÉ JACINTO MILANÉS
Roberto Méndez Martínez • La Habana, Cuba


 

José Jacinto Milanés (1814-1863) ha llegado al bicentenario de su natalicio. Su obra poética, unida a la imagen de un hombre atormentado, encerrado a causa de una locura que sus biógrafos atribuyen a un amor frustrado, lo han convertido en una especie de leyenda. Aunque fue autor de varias piezas teatrales, entre ellas El conde Alarcos, estrenada con éxito en vida del autor, artículos de costumbres y una variada correspondencia, se le sigue considerando, por encima de todas las cosas, un poeta, uno de los grandes líricos de nuestro romanticismo.

Imagen: La Jiribilla

Lo llamativo es que este autor, que solo vive 49 años, tiene una carrera literaria que en sentido estricto dura apenas siete años, desde 1836, cuando comienza a visitar las tertulias literarias de Domingo del Monte en La Habana y concluye en 1843, en el instante en que se produce su primera gran crisis de desequilibrio mental. Es decir lo fundamental de su poesía se escribe entre los 22 y los 29 años e incluye lo que por esos años publicó en el diario matancero La Aurora y también en las revistas capitalinas El Álbum, El Plantel y La Cartera cubana. Su hermano Federico se encarga de publicar en 1846 una edición de sus Obras, aunque quedan fuera de ella un buen número de poemas, algunos los añade el propio Federico para la edición de las Obras que aparece en New York en 1965 otros tienen que aguardar a que el erudito José Augusto Escoto los recoja en la edición de las Obras completas en 1920. Más, en cualquier caso, se trata de un corpus que puede recogerse en un volumen no demasiado dilatado.

JOSÉ MARTÍ (1853—1895) VERSOS SENCILLOS (1891)





















José Martí
(1853—1895)

Versos Sencillos (1891)


I

Yo soy un hombre sincero
De donde crece la palma.
Y antes de morirme quiero
Echar mis versos del alma.

Yo vengo de todas partes,
Y hacia todas partes voy:
Arte soy entre las artes,
En los montes, monte soy.

sábado, 1 de noviembre de 2014

RAINER MARÍA RILKE. LAS ELEGÍAS DE DUINO (1922)


















Rainer María Rilke
(Praga, 1875 - Suiza, 1926)


LAS ELEGÍAS DE DUINO (1922)


La primera elegía


¿Quién, si yo gritara, me escucharía entre las órdenes
angélicas? Y aun si de repente algún ángel [2]
me apretara contra su corazón, me suprimiría
su existencia más fuerte. Pues la belleza no es nada
sino el principio de lo terrible, lo que somos apenas capaces
de soportar, lo que sólo admiramos porque serenamente

sábado, 18 de octubre de 2014

JOSÉ MARÍA HEREDIA: LA ESTRELLA DE CUBA Y OTROS POEMAS

José María Heredia nació en Santiago de Cuba el 31 de diciembre de 1803. De pequeño su familia se trasladó a Santo Domingo donde transcurrió la mayor parte de su niñez. Su padre fue nombrado Oidor en la Audiencia de Caracas, y la familia se trasladó a Venezuela. En 1818 de regresó a Cuba, comenzó sus estudios de Leyes en la Universidad de La Habana, carrera que siguió al año siguiente en México. Su padre José Francisco Heredia fue asesinado en México en 1820 yy al año siguiente José María regresó a Cuba. Dos años después de doctorarse en derecho se estableció como abogado en Matanzas. Por este tiempo había cooperado en distintos periódicos, entre ellos El Revisor y dirigió el semanario La Biblioteca de las Damas. En 1823 cuando estaba a punto de publicar una edición de sus poesías, se vio envuelto en la Conspiración "Soles y Rayos de Bolívar" y tuvo que exiliarse a los Estados Unidos, por lo que la primera edición de sus versos apareció en 1825, en Nueva York.

jueves, 2 de octubre de 2014

DEL TIEMPO, EL HAMBRE Y LAS PEQUEÑAS TRIBULACIONES






















¿Puede el hambre en su empeño
desterrando el lamento de tener sólo sus manos
agobiadas por los huesos que en la tarde la esgrimían
ser expansión de su enfermizo deseo?

¿Puede el pan iracundo de los días
dar de comer a toda sombra deshumana,
a todo canto de lúgubre artificio
en el cual las horas palurdas abren
para cada tumba su inmortal herida?

domingo, 28 de septiembre de 2014

CUERPO DE LA ESPUMA


























Cuerpo de la espuma/
que le devuelve al mar los ojos ciegos/
en desafiante anhelo
quiere la luz beber a sorbos lo que sin ser oscuridad ha muerto/
Cuerpo de la espuma/
hizo crecer un árbol en la apagada hoguera del condenado fuego/
su danza de agua en luz tatuada dibuja perfectos círculos negros/
Quiere beber de tu piel
los secos frutos del carnicero tiempo/
y esa voz que a gritos/ clama todo deseo/
Cuerpo del agua
quiere la luz en tu vientre crecer/
como crece el paralítico árbol/
sobre infértil suelo.



Derechos reservados © Claudio Lahaba
Ilustración: Cortesía de Verónica Roldán.
Todos los derechos reservados


EL PÁNICO DE LOS DÍAS




























He tenido miedo esta noche.
Siempre que llega la noche siento miedo
Y si  pudiera amarrar a mi alma
Un perro furioso para alejar todos los tedios
Todas las fobias y el temor de sentirme solo de nada serviría.
Tengo miedo de mí mismo.
Cuando me miro en el espejo
y veo todos los hombres que he sido:
El asesino de mis propios sueños
El moribundo de cada palabra
cuando fui condenado y no pude salvarme
con el mejor de mis versos.
Tengo miedo de lo que conozco
porque lo que ignoro de nada sirve
Y es mi desesperanza como el ala que le falta
Al pájaro enfermizo en pleno vuelo.



Derechos reservados © Claudio Lahaba
De su libro en preparación
LAMENTO Y REGRESO DEL GUERREO.

Imagen: Cortesía de Verónica Roldán



lunes, 22 de septiembre de 2014

ABISMOS






















Cuando me sueltas de tus manos/
caigo como deshumana sombra
por oscuros pasadizos/
que conducen a una dolorosa soledad
donde se desploman las altas torres del amor/
que un día sostuvieron
nuestros más hermosos sueños./




Derechos reservados © Claudio Lahaba​
Del libro inédito POEMAS PARA NOMBRARTE.

lunes, 25 de agosto de 2014

ÚLTIMAS PALABRAS DE UN CONDENADO

  
              













                                                            

al poeta Juan Calero….



Yo, William MClane, soldado de la flota naval 999
padre de familia con dos hijos adoptivos
con placa de registro militar 666
natural del noroeste del país
confieso que desde hace más de un mes
no he podido levantarme de esta cama de piedras
donde estoy ya sin dolor felizmente postrado.
Denuncio: Desde que llegué a esta solitaria celda
no he tenido más compañía que el olor a orine de las ratas
y  la peste de las rotas cañerías
por donde corre todo el excremento de la ciudad
cuyo agrio olor provoca vómitos que no cesan y me han deshidratado:
Una ciudad que ha sido calcinada y dentro de cada tumba 
han colocado una tarja para intimidar
a quienes como yo trataron de provocar un cambio.
Dentro de unas pocas horas me colgaran en la plaza principal del pueblo.
Allí estará el alcalde con su roja barriga
mirando retorcerse mi cuello
y como los ojos en desventajosa  posición
se vuelven brillosos y perdidos.
Yo, que sólo quise dejar los aplausos y las condecoraciones
resulta que en nombre del mismo infierno
 llevarán mi cuerpo a la horca en menos de dos horas.
Sólo pido en nombre de los muertos que antes precedieron
que toda la inmundicia y las plagas no caigan sobre quienes me condenan
sino sobre mi mismo, quien fue a fin de cuentas
el provocador de todo este altercado.
Me retracto de todo lo  dicho anteriormente
y pido a todos los ángeles buenos que perdonen a los impostores
y al alcalde bendiga con más dinero
en sus abarrotados bancos donde duerme misterioso
el tesoro de una ciudad que nunca ha podido
permanecer en pie sobre su propia tumba.
Pido: Que un fuego anunciador  purifique mi golpeado cuerpo
y lo limpie de todas las píldoras que me obligaron  tomar
como ahora que desde mi subconsciente
siento un poco de amor por aquellos que me
laceraron insaciablemente….
Pido: Que sean las rojizas llamas del mismo infierno
quienes acomoden mis  huesos después de ser calcinados:
Las altas llamas que se elevan y la gruesa soga
puesta sobre mi tatuado cuello de bastardo confesor.
Y la muerte y la muerte y toda esa basura disipada que llaman
ahora Vida vertiéndose como lo podrido sobre mí.
He dicho.


Derechos reservados © Claudio Lahaba
Poema tomado del libro en preparación LAMENTO Y REGRESO DEL GUERRERO….


domingo, 24 de agosto de 2014

ME GUSTAS PORQUE ME GUSTAS











Me gustas porque te mueres
Del mismo mal que agonizo:
De un amor loco, enfermizo,
De una pasión que me hiere,
De la ausencia de placeres,
De incomprensiones injustas
Que clavan como mil fustas
Mil espinas en tu piel
Y yo las cubro de miel;
Me gustas porque me gustas
Me gustas por tu sonrisa
Y el enigma de tus labios
Me gustan tus ojos sabios
Cuando me miran de prisa
Y me acaricia la brisa
Que brota en tu imagen bella
Me gusta la dulce estrella
Que diste como memoria
A un beso que supo a gloria
Por mi rostro; esa es tu huella.
Me gustas porque tus ojos
Sólo derraman ternura
Y deshacen la más dura
Coraza de odio y enojos
Rompen mis locos arrojos
Cuando trato de robarte
En un grupo, en un parte,
Algún beso clandestino
Y veo escrito en mi sino
Que me gustas y he de amarte.
No creo que un cuerpo frondoso
De torso despampanante
Sea en mi gusto constante
Ni lecho de mi reposo,
Pues no es tu cuerpo ostentoso;
Es frágil, escurridizo,
Cresta de ola, es un rizo
Y me gustas tal cual eres,
Me gustas porque te mueres
Del mismo mal que agonizo.

sábado, 28 de junio de 2014

TRATADO: LOS OJOS CAEN COMO PIEDRAS



Un golpe de golpe amada
el doble que soy el otro que invento
que no existe pues me pierdo y asumo
aunque el golpe de sí gire           amada
sobre un giro               trono del destrono
y de noche y en silencio voy alejado del que fui
desde luego del otro que me sigue que no puede volver
al espacio de algún doble semejante.
Los ojos caen
no son los míos inmensas piedras
encima de las piedras donde espero
la salida perforada fiel enigma
mal enigma poblar cualquier rostro
son castillos son estatuas yo me pierdo
son estatuas          amada yo me pierdo.


Derechos reservados © Claudio Lahaba
De su libro TORPEZA DE AMANTE.






jueves, 10 de abril de 2014

HABRÁ UN TIEMPO DE LUZ, DE OLVIDO


























Nada, excepto la noche y los signos más oscuros que la rigen
como un estatua en disolución del espejo enemigo
la niña que fuiste alejada del bosque antiguo
se aproxima de nuevo a ti y los relojes que del mar
toda caricia a cercenar niegan.
Nada, salvo esas manos que invisibles
escriben un tiempo de signos oscuros
como velero en desventaja tragado
por las aguas del olvido.
Nada, excepto a ti misma, niña de antiguas fábulas
cuyo corazón fue devorado
por la misma indescifrable pregunta.
Nada, pero todo pacto de nunca saber crece
como la hierba en silencio
como los derrumbados arrecifes del viento
como el susurro de la voz que dentro llama.
Nada y el tiempo que se diluye.
El tiempo de las más codiciadas pérdidas
donde el extravío fue una deslumbrante respuesta
y la noche fue blanca a su merced de entender cada
estrella que lactando para ti su luz te obedecía.
La niña que fuiste y se llenaron tus ojos de mar oscuro.
De pálidos sueños para el más abominable espejo
donde desnuda te conviertes en mar
y tu corazón es un monumento coralino.
Ahí está el fuego y las palabras que el silencio ofrecía.
Ahí están los años de risas y llantos
la canción de cuna que la soledad protegería.
Tus manos han crecido como un árbol extinto.
Tu pecho para todo vacío
donde los pájaros transparentes hacen nido.
Nada, excepto un tiempo menos oscuro
donde se escriben todas las preguntas
que jamás responderá el más cruel de los olvidos.




Derechos reservados © Claudio Lahaba


domingo, 6 de abril de 2014

ALTOS TRONOS, TU CUERPO TENDIDO COMO LA VASTA NOCHE….

























(Fragmento)



I

Anonadado, como un entusiasta pierrot de los días
temiendo al tiempo de las no celebraciones
sin voz y el alma llena de pájaros muertos
Como un saltimbanqui de los días
va toda memoria en bruces
y el recuerdo de la nada en prontitud
Van tus manos secas de lluvia y olores
que establecen giros de aduladas manías.
Anonadado como mendigo ante el gran manjar
que jamás tendrá de ofrenda para su oscura boca
y los pálidos animales
de los ojos como puñales que se clavan
en un vacío espejismo de cuerpos invisibles
de desnudos pechos que un árbol pletórico
de exquisitos frutos recordaba….
Van los días
Van los ojos del ciego lamento
A tientas como pierrot de los días
Como el amor sacrificado por primera vez….



Derechos reservados © Claudio Lahaba
Fragmento del poema ALTOS TRONOS, TU CUERPO
TENDIDO COMO LA VASTA NOCHE del libro en preparación

POEMAS PARA NOMBRARTE.