domingo, 24 de marzo de 2013

PRÓLOGO AL LIBRO DE CLAUDIO LAHABA DEL SILENCIO Y OTROS CORDEROS….



Por Eduardo Vladimir Fernández Fernández.


 











“Pero han clavado en los ojos las puertas
que conducen al sueño como nuevo advenimiento
han dicho a esta hora
cuánto durará el juicio final
la manada volando despaciosa
contra el acierto y otro cielo susurrado
si caer hasta posar el oficio
no está espera sino un silbido que prolongue
los ecos congelados de las trampas.”
(Del poema NOTICIAS DE LA ATLÁNTIDA
fragmento)

    
La poesía se mueve en el sincrético límite de la racionalidad y la sensibilidad, del contexto, el mundo subjetual (o subjetivo) del autor, su época y de las referencias intertextuales, los modus retóricos y un cierto espectro de convenciones literarias que le dan sentido al texto y que lo hacen multiconnotativo para el lector contemporáneo y ulterior.

         Ningún texto poético se libra de esos hilos invisibles entre la realidad extra-artística que lo impregna (política, social, epocal, etc.), la historia referencial del género y sus figuras retóricas, como del riquísimo mundo interno psicológico del autor.

miércoles, 6 de marzo de 2013

SONIA DÍAZ CORRALES. POEMAS INÉDITOS.



 
 
DOY FE

 

Tengo un naranjo

un limonero

y un roble frondoso

contradictoriamente orientados hacia el oeste

como dejando claro

que gustan más del sol cuando se pone.

El roble

desconfía

de los hombres que amanecen vencedores

como si el resto del día no contara.

El naranjo solo da sus frutos

sus frutos   sus frutos.

Y el limonero florece

como si supiera que necesito más

el olor empalagoso de sus azahares

que los limones que pueden comprarse en el mercado

 a un precio exorbitante.

Sueño un bosque

un roble     un naranjo    un limonero

la certeza

de que allí los insectos subirán los tronco

en una hilera  interminable

y siempre volverán a alborotar los pájaros

hacedores del aire

y los murmullos.

Si alguna vez he tenido algo más hermoso

más mío

con sinceridad no lo recuerdo.